LA VICTORIA DE ÚRSULA

Nacho Ruipérez y Cristian Guijarro, son dos de los responsables del cortometraje La Victoria de Úrsula que se estrena esta semana que viene en Valencia. Pero además, son dos inquietos creadores que mediante el crowfunding (y otras rarezas chinas) han conseguido levantar este ambicioso proyecto. Guionistasvlc les ha invitado para que nos expliquen como se levanta un proyecto de corto.

Por Nacho Ruipérez y Cristian Guijarro

La semana pasada nos encontramos con gabkarwai en la gala de inauguración del festival de cine de Alicante. Gab nos propuso escribir un post como firma invitada en el blog de guionistasvlc. Y allá que nos hemos lanzado a “hablaros de nuestras miserias” (que diría el gran Emilio Ruiz del Río, en paz descanse).

A propósito del inminente estreno de La Victoria de Úrsula, pensamos que sería interesante contaros algunas curiosidades acerca de su atípico proceso de producción. Desde un principio tuvimos claro que queríamos apostar por un cortometraje ‘de género’ y producido en Valencia, tal como ya hicieran anteriormente inquietos directores como Martín Román con su poético Primer domingo de Mayo u Óscar Bernácer con su precioso cuento de terror Las zapatillas de Laura, o bien ahora el largometraje El Hombre de las Mariposas, un poderoso thriller dirigido por Maxi Valero, el cual ya se ha paseado por festivales tan importantes como el de Málaga. Nuestras miserias ↓que decíamos↓ han sido básicamente tener que mantener el ánimo bien alto durante algo más de dos años para conseguir tener el susodicho cortometraje terminado y listo para su distribución. Muchos de vosotros seréis también cortometrajistas y seguramente os estaréis preguntando por qué tanto tiempo (algunos incluso os estaréis preguntando por qué no nos dedicamos a otra cosa, como al macramé o a hacer figuritas esculpiendo patatas crudas).

Pues bien… Hace algún tiempo, en plena fase de postproducción, tuvimos un encuentro con el gran Javier Tolentino, presentador del insigne programa sobre cine El Séptimo Vicio, de Radio 3. Le contamos lo que, por lo visto, todo el mundo le suele contar: que si las habíamos pasado muy putas, que si estuvimos a punto de tirar la toalla, que si no habíamos podido percibir la ayuda del Ministerio por desacuerdos con la productora que arrancó el proyecto… Y él interrumpió nuestro soliloquio y, sin apenas pestañear, nos espetó: No sigáis por ahí. A nadie le importan vuestros problemas. La gente quiere sentarse en el cine y ver la película. Y punto. Y no si os costó más, menos, o si tuvisteis que atracar un banco para acabarla. Bajo aquellas punzantes ↓que no hirientes↓ palabras, había algo que nos dio que pensar. Algo importante…

Teníamos que darle la vuelta a la moneda. Llorar ya no servía de nada. No podíamos dar una imagen lastimosa si queríamos acabar con éxito lo que con éxito había comenzado, pues el anteproyecto fue seleccionado en la Semana de Cine de Medina del Campo en el 2009 (de lo contrario, se hubiera quedado por siempre al fondo del cajón de “aquellas películas que nunca rodaré”).

De modo que convocamos un ‘gabinete de crisis’, y lo primero que se puso en tela de juicio es el nombre de la campaña que estábamos a punto de lanzar inspirados por los primeros movimientos ‘Crowdfunding’ que asomaban la cabeza en nuestro país. “SAVE THE URSULA’S PROJECT”. Algo que al principio hasta nos llegó a parecer original (¬¬) ¡cuyo desesperado mensaje de auxilio podría calar en no sólo familiares y amigos! (los cuales, vamos a ser sinceros, llega un momento en que empiezan a estar hasta los mismísimos de salvarte el culo).

Y así sin más (alguien dijo alguna vez que de la desesperación llega la inspiración), vino al mundo la campaña que se ha dado a conocer nacionalmente como “APADRINA UN FRAME”. Una campaña que se lanzaría vía online a través de las cada vez más emergentes redes sociales, mediante un Motiongraphics que explicaba con claridad las intenciones de la campaña, y una dinámica y atractiva web que permitiría a los futuros padrinos hacer sus donaciones. Para ser francos, hemos de reconocer que nunca llegamos a imaginar la repercusión que tendría, llegando ecos de países como México, quienes no dudaron en lanzar su propio y curioso remake “Adopta un Fotograma”.

Nuestra apuesta fue aderezarlo todo con un original packaging que presentaba el frame apadrinado en su estado primitivo (tal cual se rodó, o tal como vino al mundo, conforme expresaba la propia publicidad de la campaña) y, posteriormente, una vez terminada la película, el mismo fotograma con la postproducción finalizada. De este modo lo verías crecer y te sentirías parte del proyecto como inversor.

Después vino el resto de merchandising: camisetas, la edición en CD de la BSO, chapitas, muñequitas de Úrsula hechas de trapo… Todo esto en función de la cantidad que aportó el colaborador.

Dicho así parece muy fácil, pero entre medio hay muchas horas de reuniones, planificación, idas y venidas a Madrid y Barcelona, cursos en la Universitat Politècnica de València desmenuzando el workflow de la película, idas y venidas a Madrid y Barcelona, fiestas organizadas para promocionar la campaña en distintas discotecas de España y con grupos de música como Hotel la Paz, Ultraído o Xavo Giménez & Cotu Peral, unos papeles sin firmar (otros que no se tendrían que haber firmado) entrevistas promocionales en radio y TV, idas y venidas a Madrid y Barcelona…

Así pues, nos gustaría compartir la siguiente reflexión con los lectores de guionistasvlc: todo este proceso de búsqueda de financiación nos ha servido, entre otras cosas, para entender y asumir que en este oficio, o tienes DINERO para hacer bien las cosas, o tienes TIEMPO (¡algo en peligro de extinción, señores…!) En nuestro caso es patente que ha sido más de lo segundo que no de lo primero, gracias a un ingente número de profesionales que han hecho una desinteresada inversión de su tiempo y de su talento, con el único fin compartido de ver crecer a la joven Úrsula. Al menos, se podría matizar que gracias a la inversión del tiempo hemos logrado la inversión del dinero. En los cursos que impartimos en la universidad, una de las preguntas más frecuentes de los alumnos fue, acaso, cómo habíamos conseguido juntar a tanta gente en un proyecto, profesionales o no, y durante tanto tiempo. Y, lo más incomprensible: Cómo lo habíamos hecho sin pagarles. Y nosotros les hablábamos del llamado “efecto bola de nieve”. Empiezas con un guión, unos dibujos… Y cada vez que consigues que un actor conocido o bien un profesional distinguido del mundo del cine se sume a tu proyecto, va creciendo más y más esa bola, llegando un punto en que es imparable (hasta puede convertirse en un alud, ¡cuidado!)

En nuestro caso, nos sentimos especialmente contentos (emocionados y agradecidos, como la canción…) de haber llegado hasta aquí sin más canas y calvas que las justas y necesarias. Obvio que podría haber quedado más redonda y perfecta esa bola de nieve, pero ¿acaso las “bolas imperfectas” no tienen también su lugar en el mundo?

Más de 25.000 frames o, lo que es lo mismo, unos 17 minutos de película, rodarán por fin a 24 fps este 10 de junio, a las 21h, en las cabinas de proyección de los Cines Lys de Valencia. Abajo, en el patio de butacas, estaremos todos nosotros. Disfrutando de este momento que, todo aquel que haya rodado un corto a golpe de sudor y lágrimas, sabe de sobra que no se puede describir con palabras…

Allí estaremos todo el equipo, junto con los actores que dieron vida a sus carismáticos personajes. Esperamos verte y celebrar contigo esta Victoria colectiva.

5 pensamientos en “LA VICTORIA DE ÚRSULA

  1. Mi sincera enhorabuena por el trabajo. Desde luego, no han perdido el tiempo, ni el dinero. Es cierto que al público lo qué le le importa es el resultado final y menos el CÓMO se ha llegado hasta él. Pero en esta ocasión, el proceso o el camino recorrido es lo bastante original y estimulante para interesar por si mismo. Alguien tiene que romper los moldes y demostrar que hacer las cosas de modo distinto es posible. Este post es un buen ejemplo.

    • Con lo conseguido que está el trailer, no creas que no me gustaría, Nacho, pero me queda un poco lejos.
      Confío en poder verlo después del estreno.
      Suerte y éxito!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s